Los nuevos billetes de 5 euros no son válidos para las máquinas automáticas

Los nuevos billetes de 5 euros no son válidos para las máquinas automáticas

  • Las compañías propietarias deben actualizar el software en cada una de ellas para que el cliente pueda realizar la compra

La mayor parte de las máquinas automáticas no reconocen los nuevos billetes de 5 euros. Intentar pagar el parking, comprar un billete de metro o una simple bolsa de patatas en una de las máquinas expendedoras de nuestro puesto de trabajo con el nuevo billete puesto en circulación desde hace apenas dos meses, puede convertirse en una auténtica misión imposible.

La clave de este problema está en el software de cada una de las máquinas. Este debe ser actualizado por cada empresa propietaria para que a la hora de comprar un refresco e intentar pagar con el nuevo billete de 5 euros este sea reconocido. Por tanto, las máquinas que aún no han sido sometidas a este proceso, consideran como «falso» el nuevo billete.

«Nosotros estamos llevando a cabo esta actualización del software en cada una de nuestras máquinas», explica Miguel Ángel Cabrero, de Vending Sierra, una compañía madrileña dedicada al negocio de máquinas vending. Y es que este proceso requiere tiempo pero, sobre todo, dinero.

La compra del software para cada una de las máquinas, el desplazamiento de un técnico que lleve a cabo la actualización, los costes de estos desplazamientos o el tiempo invertido suponen gastos extras a la hora de echar cuentas.

«Nosotros trabajamos con dos marcas de billeteros diferentes: uno extranjero y otro nacional. El primero nos cobra 15 euros por cada pack de códigos que necesitamos para actualizar el software de una sola máquina. Además, hemos tenido que comprar el terminal con el que solo podemos hacer la actualización y nos ha costado 100 euros», explica Miguel Ángel Cabrero, consciente del gasto al que tiene que hacer frente.

Un fallo humano

«El fabricante del billetero nacional nos sale más económico –continua– Nos han facilitado el nuevo software gratuitamente para actualizarlo en todas las máquinas y solo nos hemos gastado 20 euros en un cable que necesitamos para poder hacer la actualización. Sin embargo, el proceso es mucho más lento en comparación con el fabricante extranjero, con el que apenas tardamos cinco minutos en actualizar cada máquina».

Las compañías del sector se están viendo obligadas a asumir un gasto extra que, en tiempos de crisis, no es bienvenido pero «hay que asumirlo», dice Miguel Ángel Cabrero, pues «el cliente final necesita poder comprar con el nuevo billete».

Precisamente, son los usuarios los que están sufriendo las consecuencias de este fallo humano, y no técnico, pues el software está disponible desde hace meses para todas las empresas. Y no solo en España, sino también en otros países europeos como Italia.

En nuestro país, Metro Bilbao ha sido una de las primeras grandes compañías en llevar a cabo la actualización de sus máquinas para no perjudicar a los viajeros. También lo ha hecho ya Ferrocarrils de la Generalitat Valenciana (FGV), a la que le ha costado más de 15.000 euros actualizar las 325 máquinas que componen Metrovalencia y TRAM Alicante. Ahora queda esperar a que este proceso se implemente totalmente.

http://www.abc.es/economia/20130630/abci-nuevos-billetes-funcionan-201306281826.html

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s